Cultura Cervecera

¿Se debe tomar directo de la botella?


Seguramente has ido a un restaurante o bar y a la hora de pedir tu bebida favorita te preguntan si quieres tomarla en la botella o quieres un vaso. Esto tal vez ha hecho que te preguntes cuál es la diferencia o en qué afecta una u otra opción a su cerveza. Descubre a continuación qué es lo que sucede con la botella.

Las botellas de vidrio están hechas con el objetivo de mantener la bebida en buen estado mientras están en anaquel, además es una de las maneras más prácticas de producirlas, transportarlas y venderlas. 

El defecto de las botellas es que hay que evitar factores que puedan dañar la bebida, como la luz y el oxígeno. Sin embargo, si se mantienen en condiciones apropiadas, las cervezas de botella gozan de una gran calidad y se conservan bastante bien en este envase. 

Existe el mito de que tomar directo de la botella no es recomendable porque se altera el sabor original de la bebida; sin embargo, el vidrio es un material que, a diferencia del aluminio o el plástico, no altera el sabor o consistencia del contenido.

¿Entonces para qué son los vasos?

La bebida al interior de la botella está a salvo y beber directo de esta no está mal, sin embargo, existen varios vasos y copas específicos para tomar cerveza. Esto es por las características propias de la bebida. Para muchos amantes de la cerveza no se trata solo de beberla, hay que apreciarla con todos los sentidos.

El objetivo de muchas copas y vasos es apreciar mejor estas propiedades: el aroma, color, la espuma, la cantidad de gas. Esta también es una manera de comprobar que la cerveza está en buenas condiciones. En la botella esto no se puede apreciar debido al color ámbar de la mayoría de los envases.

Estos son algunos de los pros y contras de la cerveza en botella, al final tú eres quien decide cómo disfrutarla. A veces será más práctico tomarla directo y en otras ocasiones podrás degustarla en vaso.